Consejos y cuidados durante el tratamiento con brackets

Tener brackets puede ser emocionante y abrumador al mismo tiempo. Si bien son un paso crucial para lograr una sonrisa bella y saludable, es importante cuidar adecuadamente de tus brackets para obtener los mejores resultados. En este artículo, te proporcionaremos consejos y recomendaciones esenciales para que tu experiencia con los brackets sea más fácil y cómoda.

 

Mantén una buena higiene bucal

Mantener una rutina de higiene bucal adecuada es especialmente importante cuando llevas brackets. Cepillarte después de cada comida y usar hilo dental al menos una vez al día son fundamentales para prevenir la acumulación de placa y restos de comida alrededor de los brackets. No olvides utilizar pasta dental con flúor y un cepillo de cerdas suaves. Considera invertir en un cepillo interdental para limpiar las áreas de difícil acceso.

Durante tu tratamiento con brackets, es esencial evitar ciertos alimentos que pueden dañar tus brackets o quedar atrapados en ellos. Debes evitar alimentos duros, pegajosos y masticables como palomitas de maíz, frutos secos, caramelos y chicle. Opta por una dieta compatible con los brackets que consista en alimentos blandos y fáciles de masticar, como puré de patatas, yogur, sopas y batidos. Recuerda cortar los alimentos en trozos pequeños para minimizar el riesgo de dañar los brackets o los alambres.

 

Usa un protector bucal al practicar deportes

Si eres una persona activa que practica deportes o participa en actividades físicas, es necesario proteger tus brackets y tus dientes de posibles impactos. Usar un protector bucal específicamente diseñado para brackets puede ayudar a prevenir lesiones y evitar cualquier daño en los brackets o aparatos. Consulta con tu ortodoncista para encontrar el protector bucal adecuado para tus necesidades.

 

Hazte ajustes regulares de los brackets

A lo largo de tu tratamiento, será necesario visitar regularmente a tu ortodoncista para hacer ajustes. Seguir el cronograma recomendado de ajustes es crucial para asegurarte de que los brackets estén realineando tus dientes de manera efectiva. La falta de citas o el aplazamiento de las mismas puede prolongar la duración del tratamiento y dificultar tu progreso.

 

Sé cuidadoso con tus brackets

Evita hábitos que puedan ejercer presión innecesaria en tus brackets, como morderte las uñas, masticar bolígrafos o abrir paquetes con los dientes. Estas acciones pueden dañar o aflojar tus brackets, lo que conllevaría retrasos en tu tratamiento. Ten en cuenta estos hábitos y busca alternativas más saludables para evitar ejercer un estrés indebido en tus brackets.

Es normal experimentar cierta incomodidad o molestia durante los primeros días o después de cada ajuste de los brackets. Los analgésicos de venta libre y la cera ortodóntica pueden proporcionar alivio temporal. Enjuagarse la boca con una solución de agua salada también puede ayudar a calmar cualquier irritación en las encías o las mejillas causada por los brackets. Si la molestia persiste o se vuelve severa, consulta a tu ortodoncista.

 

Mantén visitas dentales regulares

Mientras te sometes a un tratamiento ortodóntico, es crucial seguir programando visitas dentales regulares. Tu dentista supervisará tu salud dental y ayudará a prevenir posibles problemas como caries o problemas de encías. Las limpiezas regulares pueden eliminar cualquier acumulación de placa o sarro que pueda ser más difícil de alcanzar con los brackets puestos.

Una vez que te quitan los brackets, comienza la fase de retención. Esta fase es crucial para mantener los resultados logrados con los brackets. Es fundamental usar el retenedor según las instrucciones de tu ortodoncista para prevenir cualquier recaída. La constancia en el uso del retenedor es clave para conservar tus dientes recién alineados y garantizar un resultado exitoso.

En tu camino con los brackets, seguir estos consejos y recomendaciones contribuirá al éxito de tu tratamiento. Recuerda mantener una buena higiene bucal, tener cuidado con lo que comes, usar un protector bucal al practicar deportes, asistir a citas regulares a tus dentistas Vitoria y ser cuidadoso con tus brackets. Al tener en cuenta estas prácticas, tendrás una experiencia con los brackets más cómoda y tranquila, lo que te llevará a tener una sonrisa segura y hermosa.